San Cayetano: Cuando el pedido por trabajo se convierte en una plegaria.

Desde temprano se agolparon cientos de personas para ingresar a la iglesia de Buenos Aires al 2100 para pedir y agradecer por pan y trabajo en honor a la fiesta patronal de San Cayetano, que este año coincide con el centenario de ese templo.

Los fieles se multiplicaron desde temprano en las afueras de la parroquia donde se organizaron en filas para poder ingresar, acercarse a las imágenes del Santo, agradecer, recibir bendiciones y pedir por trabajo.

El padre Daniel Siñériz, de la Parroquia San Joaquín y Santa Ana, de Nuevo Alberdi valoró que las multitud se acerque a agradecer. “La celebración de San Cayetano se hace más intensa, es un paso incesante, eso señala un momento, gente que tiene trabajo no sale de la situación de pobreza”, dijo en declaraciones al programa “Ricciardino 830” de La Ocho.

“Hay que volver sobre las cuestiones esenciales, que son las tres T: la tierra, techo y trabajo, que son las que completan el circuito de la dignidad, porque la asistencia denigra a las personas, cuando hay trabajo hay horizonte y proyecto de vida”, agregó el sacerdote.

Este año distintos gremios también participan de la concentración y la misa por San Cayetano para pedir por pan, paz y trabajo y a solidarizarse con los trabajadores que han perdido su empleo.

El secretario general de Luz y Fuerza de Rosario, Alberto Boto, fue uno de los que se acercó a la parroquia y expresó: “Participamos de la ceremonia religiosa para que mejoren las condiciones de trabajo, vemos una movilización impresionante de gente, esto tiene que ver con la situación tan dura que está a travesando el país”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *