Docentes: Sin margen para mejorar la propuesta, Lifschitz es optimista de llegar a un acuerdo

El gobernador Miguel Lifschitz confirmó que se convocará a los gremios de la administración central (ATE y UPCN) para retomar las negociaciones paritarias una vez finalizadas las medidas de fuerza. El mandatario reconoció que “no hay margen para mejorar demasiado” la propuesta salarial, que fue rechazada por todos los sindicatos del sector público, pero a la vez se mostró optimista: “Siempre hay posibilidades de llegar a un acuerdo”.

Estatales, docentes, médicos y municipales concluyeron este miércoles la segunda jornada del paro de 48 horas lanzado la semana pasada en rechazo a la última propuesta oficial: un aumento salarial del 10% con cláusula de actualización por inflación condicionada a la evolución de la recaudación provincial. Ese último ítem, que supone ponerle un “techo” al incremento salarial en caso de que sigan cayendo los recursos, motivó la unánime medida de fuerza de los trabajadores, que el martes marcharon en forma masiva hacia Casa de Gobierno.

Un día después de la protesta, el mandatario provincial confirmó que se retomarán las negociaciones con los estatales y dejó en duda qué ocurrirá con los docentes, que vienen mostrando mayor intransigencia que el resto de los gremios.

“Por lo menos en el caso de los gremios de la administración central (ATE y UPCN), seguramente terminada la medida de fuerza, jueves o viernes, va a haber una convocatoria del ministro de Gobierno (Pablo Farías) para restablecer el diálogo”, indicó Lifschitz en declaraciones a LT9.

El gobernador agregó: “No hay margen para mejorar demasiado (la propuesta), pero cuando hay una vocación de diálogo, de buscar soluciones y una comprensión del contexto general en el cual estamos manteniendo esta discusión, siempre hay posibilidades de llegar a un acuerdo. Lo hemos hecho en años anteriores y lo mismo va a ocurrir en esta ocasión”.

Las negociaciones quedaron estancadas la semana pasada luego de la tercera propuesta de la provincia, que fue definida como “insuficiente” por los gremios ya que no alcanza a cubrir el aumento de la inflación y de las tarifas registrado en los primeros tres meses del año. Otro factor que dificulta las negociaciones es la idea del gobierno de “revisar” el incremento por cláusula gatillo en relación a la recaudación. Según datos del Ministerio de Economía, los recursos crecieron un 33% en 2018 cuando la inflación, en el mismo lapso, fue de casi 50%.

Según indicaron desde ATE, la segunda jornada de paro se cumplió este miércoles “con contundencia” en todo el territorio santafesino. “El nivel de acatamiento es total en toda la provincia para concluir las 48 horas de paro en rechazo a la  propuesta salarial que realizó el Ejecutivo en paritarias”, señalaron desde el sindicato de estatales.

En tanto, los docentes de Amsafé redoblaron la apuesta y reclamaron, luego de la marcha del martes, que el gobierno los convoque a paritarias para volver a discutir la política salarial para 2019. “El gobierno debe mejorar la propuesta y, si no lo hace, el 3 y el 4 de abril vamos a seguir de paro, vamos a marchar con el conjunto de los trabajadores a Buenos Aires y vamos a pedir un paro nacional para frenar el ajuste”, anticipó la secretaria general de Amsafé Sonia Alesso.

La semana pasada, la asamblea provincial del principal sindicato de docentes resolvió que tras el paro del 26 y 27 de marzo, en caso de no haber una nueva propuesta para evaluar, habrá un nuevo paro de 48 horas (3 y 4 de abril) con movilización nacional el 4 de abril “en unidad con el resto del movimiento obrero”.

Fuente: El Ciudadano

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.